LA FILOSOFÍA POLÍTICA SINTÉTICA DE LA TEORÍA DEL CARÁCTER DE PRODUCCIÓN

Resumen.- La Filosofía Política del Carácter de Producción, el estímulo-sentido, la orientación como paradigma teorico original, permite la síntesis de diversos puntos de vista irreconciliables y opuestos. Todas las filosofías de la historia o sus componentes caben de algún modo en la orientación. Es decir, significa que se pueden entender como inmersas en ella, como estímulo o sentido. La historia universal es orientación, producto de la interacción de hombres o grupos humanos orientados, que interpretan la interpretación del sistema productivo mismo, que a su vez es resultado de la interpretación de la interpretación del anterior sistema, mundo que crean y los crea. El hombre construye su mundo motivado, orientado, el principio, la teoría de la filosofía política. Palabras clave.- Carácter de producción, estimulo-sentido, síntesis, paradigma teorico, Filosofía Política. Abstract.- The Political Philosophy of the Character of Production, stimulus-sense, orientation as an original theoretical paradigm, allows for the synthesis of different irreconcilable and opposite points of view. In one way or another, all philosophies of history, or their corresponding components, fit into orientation. World history is orientation, product of the interaction of oriented men or groups of humans, who interpret the interpretation of the productive system itself, which is, in turn, the result of the interpretation of the interpretation of the previous system, the world they create and which, in turn, creates them. Man builds his world motivated, oriented, initially, the theory of political philosophy. Keywords.- Character of production, stimulus-sense, synthesis, paradigm theoretical, Political Philosophy.






Latest articles from "Nómadas":

BANCO CENTRAL DE BRASIL: ¿PÚBLICO O PRIVADO? REFLEXIONES SOBRE LA AMBIVALENCIA DEL BANCO CENTRAL DE BRASIL Y SOBRE EL AMPARO LEGAL DE LA EMISIÓN DE MONEDA(April 1, 2013)

EL TURISMO COMUNITARIO COMO HERRAMIENTA PARA EL DESARROLLO SOSTENIBLE DE DESTINOS SUBDESARROLLADOS(April 1, 2013)

EL MOVIMIENTO INDIGNADO: COMUNICACIÓN POLÍTICA Y RELACIONES CON EL SISTEMA DE PARTIDOS(April 1, 2013)

PERSPECTIVAS SOCIOLÓGICAS DEL QUEHACER CIENTÍFICO. UNA REVISIÓN BIBLIOGRÁFICA SOBRE LOS PRINCIPALES ENFOQUES DEL EXPLICAN EL COMPORTAMIENTO DE LOS INVESTIGADORE(April 1, 2013)

EL PODER DE LOS ANÁLISIS POLÍTICOS DE MARX. UNA APROXIMACIÓN ONOMASIOLÓGICA-SEMASIOLÓGICA(April 1, 2013)

BEING ALIVE, ESSAYS ON MOVEMENT, KNOWLEDGE AND DESCRIPTION(April 1, 2013)

LAS REFORMAS AGRARIAS EN MÉXICO Y LOS PROYECTOS DE DESARROLLO RURAL EN UN MUNICIPIO DEL ESTADO DE VERACRUZ1(April 1, 2013)

Other interesting articles:

POBREZA, MEDIO AMBIENTE Y DESARROLLO SOSTENIBLE1
Nómadas (April 1, 2010)

I MECCANISMI RECETTIVI DELLA MUSICA ANTICA NELLE TRASCRIZIONI NOVECENTESCHE DELL'ORFEO DI MONTEVERDI
Il Saggiatore Musicale (July 1, 2010)

Didáctica de las Artes y la Cultura Visual
Arte, Individuo y Sociedad (July 1, 2011)

Bicentenario en Chile. La celebración de una laboriosa construcción política1/Bicentenary in Chile. The celebration of a laborious political construction
Historia y Comunicación Social (January 1, 2011)

Portugal's Plight: The Role of Social Democracy
The Independent Review (January 1, 2012)

LA ESCUELA ISLAMISTA DE LA ECONOMÍA POLÍTICA DEL DESARROLLO
UNISCI Discussion Papers (May 1, 2011)

SOCIALIDADES CONTEMPORÁNEAS: DINÁMICA Y FLEXIBILIDAD EN RELACIONES COMUNITARIAS E IDENTITARIAS
Nómadas (April 1, 2010)

Publication: Nómadas
Author: Mora, Héctor Bernal
Date published: January 1, 2011

La mejor cualidad de un revolucionario es el amor

Ernesto "Che" Guevara

1. Introducción

El hombre se perpetúa, el hombre escribe, escribe su historia, la historia de su historia, la filosofía política. El hombre escribe porque es hombre, es hombre por su historia. Al hombre lo humaniza su historia, escribirla lo humaniza. El hombre se perpetúa, escribe la filosofía política, la historia de su historia.

La historia de la filosofía política, la historia de la historia de la historia, es de desencuentros entre quienes sostienen por ejemplo la inteligibilidad de lo histórico y, los que afirman que es en esencia ininteligible, entre quienes sostienen la universalidad de la historia y los que afirman que sólo existen historias particulares, entre quienes afirman que la clave es lo económico y quienes no lo consideran factor esencial, y muchas dicotomías más.

Parece como si las teorizaciones de las distintas corrientes o escuelas del acontecer histórico no tuvieran por objeto la misma historia, como si se dirigieran a distintas historias, no obstante sus contradicciones, siendo versiones distintas, a menudo contrapuestas de lo histórico. Muchas de ellas han logrado sobrevivir a los embates de la realidad, saben encontrar en la historia el alimento a sus aspiraciones explicativas, no las contradice. La historia les da la razón a todas, aumenta la confusión, deja sabor a incognosibilidad.

Afirmo que la historia es una y distinta, y como tal debe ser la teoría que la soporta, la unicidad y distinción de lo real, el principio de toda filosofía, de la realidad cualquiera que sea. Apelo a ésta. La síntesis es la clave ante la pluralidad sustentada de las diversas teorías de la filosofía política universal. Es decir, una teoría donde convivan las interpretaciones distintas, aún opuestas o contrapuestas de lo histórico. La clave es la filosofía política de la teoría del Carácter de Producción, objeto de este artículo.

Son justificables, explicables o comprensibles los esquemas teóricos escritos (previos a este artículo) para referir el acontecimiento histórico en tres sentidos:

a) Los teóricos recogen, aprenden, reflejan o proponen acerca del acontecer histórico o sus aspectos. Sus tesis muestran la realidad histórica, tienen valor de verdad, por lo tanto son justificables.

b) Los teóricos responden con sus diversos argumentos a la falta de esquemas teóricos para explicar el acontecer histórico: algunos lo califican de incomprensible. Sus tesis congruentes con el estado actual del conocimiento son explicables.

c) Los teóricos ante la falta de conceptos satisfactorios para explicar la realidad social responden entonces a motivaciones indeterministas propias del hombre moderno, motivaciones que explica el Carácter de Producción (1). Sus tesis indeterministas son motivadas, comprensibles.

El esquema teórico de la filosofía política del Carácter de Producción es sintético, esto con relación a las distintas escuelas de la filosofía política universal, bajo los aspectos de la forma, de lo teórico, al aprender los valores de verdad en ellas presentes. Proporciona además el marco teórico para explicar el fondo, la motivación, en tanto comprende las raíces profundas de los distintos esquemas de la filosofía política universal, motivaciones que a falta de esquemas teóricos devienen interpretación histórica.

2. Justificación

La filosofía política, la historia de la historia del hombre, está implícita y surge a consecuencia de la teoría del Carácter de Producción (2). Es el Carácter de Producción, como también su psicología (3).

El Carácter de Producción es una teoría propia, publicada en la Revista de la Universidad de Guadalajara. En ella propongo lo siguiente:

Cuando trabajamos, adquirimos sin darnos cuenta, estructuras psíquicas que nos permiten laborar; sin embargo, estas mismas estructuras, al ser de naturaleza inconsciente, determinan la totalidad de nuestra vida. Éstas son el resultado de una orientación psicológica inconsciente que surge al trabajar y constituyen lo que llamo "Carácter de Producción". El Carácter de Producción del esclavo, por ejemplo, es distinto del que tiene el ejecutivo moderno, no obstante, surgen mediante el mismo mecanismo, es decir, como una necesidad inconsciente de adaptación al trabajo (4).

El campo de la teoría del Carácter de Producción, su ontología, es la cultura humana, que al ser teoría explica, que tiene por marco la sociedad humana donde son inteligibles los fenómenos. El sistema sociopolítico y su devenir es cultura de la sociedad humana. La teoría del Carácter de Producción es filosofía política, pero su formulación no está implícita, su formulación es de los principios que rigen los sistemas sociopolíticos de la historia y su devenir. La explicación de la cultura del hombre según la teoría del Carácter de Producción es la base de estos principios. Con este trabajo formulo que la filosofía política de esta teoría sintetiza las diversas posturas de la filosofía política universal.

La teoría del Carácter de Producción como modelo teórico es axiomático-deductivo que parte de un principio fundamental: "es una orientación psicológica inconsciente que surge al trabajar", aplicable a un campo ontológico, "la totalidad de nuestra vida". En el mismo artículo referido arriba expreso que el Carácter de Producción "determina las peculiaridades de la existencia social del individuo" (5). Del principio se desprende todo lo derivable de la teoría aplicable a su campo, sus consecuencias como su filosofía política. No existe regla de derivación, lo derivable esta implícito, en estricto no se deriva, se explicita. Todo lo escrito (y lo que esté por escribirse) acerca del Carácter de producción debe ser reducible al principio fundamental, ante la ausencia de reglas de derivación. Sus consecuencias y aplicaciones son tautologías del principio fundamental en el modo, tiempo o lugar. La razón es que la realidad es lo que es, la unicidad y distinción de lo real, ¿Por qué la realidad es lo que es? ¿Por qué el ser es? Es uno de los misterios de lo existente, acaso el más importante. ¿Por qué si la realidad es lo que es, si el ser es, implica la reducción a un principio fundamental? Por qué es, por qué el ser es, si el ser no es entonces no es el ser, es el no-ser.

El Carácter de Producción, de donde procede ontológica y formalmente su filosofía política, es la perfección en tres sentidos:

a) El formal: Al ser un modelo teórico axiomático-deductivo con una sola premisa aplicable a un campo definido y sin reglas de derivación. Es el sentido más simple.

b) El informal: Al reflejar un sector de la realidad en tanto es.

c) El sintético formal-informal: Todos en tanto totalidad y cada uno(s) en tanto sectores definidos de la realidad. En su campo, los hechos de la realidad la corroboran. En el sentido más contrastable

3. Desarrollo

El hombre esta ahí, en el mundo, arrojado, en la indefinibilidad de su existencia. Como posibilidad, mutante vive, trabaja, a su vez construye herramientas para trabajar, se relaciona, se socializa, al relacionarse siente, siente para trabajar, se motiva, el contenido del acto de relacionarse en sociedad en el modo de producción no es neutral en cuanto a su carga afectiva. No es lo mismo ser siervo de la Gleba, vivirse como siervo de la gleba, que vivirse ejecutivo moderno, o ser el rey. Es evidente.

En el contexto de la teoría del Carácter de Producción se es cuando se vive lo que se es, se es porque se siente lo que se es, eso es lo que se es, lo que sentimos ser es lo que somos. El hombre afectivo, motivado construye su mundo. No puede ser de otra manera porque tendría que inventarse de nuevo. Motivado, construye sus ideas, acciones y expresiones de todo tipo, su cultura, sucede de manera involuntaria e inconsciente como voluntario e inconsciente es su motivación de seguridad. El Carácter de Producción es una orientación psicológica involuntaria e inconsciente que sirve para trabajar. En la extrema complejidad del mundo humano proviene del hombre trabajando en sociedad de modo tan natural como su deseo de alimento, por eso es tan difícil de observar.

Decir que el hombre construye su mundo motivado, no es retórica. Sostener la no-motivación de la conducta del hombre es afirmar que no es hombre, que no tiene motivos para hacer lo que hace, para decir lo que dice, para pensar lo que piensa. Si el hombre no tiene motivos para hacer o decir o pensar, entonces, ¿Por qué hace, dice o piensa, de cierta manera y no de otra? Que el hombre motivado construya su mundo significa lo que es el mundo del hombre esta motivado. El mundo del hombre es su cultura, lo humano.

El hombre construye su mundo motivado, su mundo motivado también es lo que hace, su actuar, la conducta del hombre esta motivada nos dice el principio del continuo motivación-conducta allende la teoría del Carácter de Producción (6). También la lógica elemental lo explica: si la motivación no es conducta, es motivo ¿De qué?, ¿qué motiva?, ¿a quién? ¿Si la motivación no motiva?, entonces, ¿qué?, ¿para qué? ¿Si la motivación no motiva, es motivación? ¿Motiva? La obviedad siempre es la compañera de la teoría del Carácter de Producción. En el principio del continuo motivación-conducta la motivación, motiva, es conducta.

El hombre construye su mundo motivado, es afectivo, siente, pero no sólo eso, piensa, siente y piensa, piensa motivado. No es el hombre del freudismo que piensa porque oculta, teme o reprime, por culpa, en defensa de sus instintos. El hombre que piensa motivado siente en su compañia, en su unidad, piensa orientado, adaptativo como un mecanismo de supervivencia en el contexto de la teoría de la evolución de las especies.

El hombre construye su mundo motivado, nadie ni nada escapa a este proceso. Si existe alguien allende a este proceso está excluido del trabajo en sociedad, ya no es hombre. Motivado, construye el marco social en el que vive, sus normas, reglas o leyes; idea las estructuras de autoridad que las sustentan. Motivado, vive en sociedad. La teoría del Carácter de Producción parte de que en los sistemas político-sociales hay un hombre afectivo, afectado, motivado por su mundo, por el trabajo; mundo que motivado construye, por eso existe el derecho, el arte, la filosofía, la ciencia, la cultura, el devenir histórico; mundo que crean y los crea, el principio, la teoría de la filosofía política del Carácter de Producción.

Los sistemas sociopolíticos, así como su devenir o decurso son emotividad inteligente, producto de la orientación productiva, respuesta al estímulo de trabajo. Su interpretación humana, respuesta motivacional-conductual que implica el acto de elegir en el marco del principio del continuo motivación-conducta. La ontología de la filosofía política de esta teoría son los sistemas sociopolíticos de los hombres, así como su devenir o decurso, son emotividad.

El estímulo de trabajo es una relación social inexistente fuera de un marco geográfico, demográfico, tecnológico y de identidad; ahí es inteligible la historia, su interpretación humana responde en el contexto del concepto orientación a la fórmula estímulo-sentido. La historia no es unívoca, unidireccional ni mecánica. El mundo del hombre es aquel que lo crea y crea como cuando el sentido, cual estímulo a su vez, es interpretado. El hombre es afectado por su misma obra en la fórmula estímulo-sentido-sentido; así es la historia del hombre. El nacimiento, por ejemplo, de una nueva corriente artística afecta a la misma sociedad como a las otras corrientes artísticas presentes y futuras.

El sentido, interpretación del estímulo, emerge asimismo estímulo cuando el hombre modifica el sistema productivo en la fórmula estímulo-sentido-estímulo. La decisión de un grupo social de modificar su sistema productivo parcial o totalmente, esta motivada, causada; es una respuesta, interpretación del anterior sistema. El hombre simultáneamente se crea en la historia y crea la historia. La interpretación humana del estímulo, llamada lucha de clases es sólo una posible interpretación de la producción material, la más importante. La riqueza de la historia proviene de la riqueza del concepto "orientación", como de su singular e impredecible forma cuando los hombres, grupos o subgrupos humanos en cualquier dimensión, interactúan orientados entre sí.

En la filosofía política del Carácter de Producción la historia es cognoscible, interpretable, responde a la fórmula estímulo-sentido, el hombre interpreta el sistema productivo que incluye las fórmulas estímulo-sentido-sentido, el hombre interpreta su interpretación y estímulo-sentido-estímulo, el hombre modifica el sistema productivo interpretando el anterior sistema. La modificación del sistema productivo en ocasiones no resuelve sus contradicciones, a veces las agrava, es la historia del hombre. Un mismo sistema productivo a menudo deviene en su desarrollo distintos sistemas productivos, incluso antitéticos, es la historia del hombre. La historia en el contexto de la teoría del Carácter de Producción, historia económica, en ocasiones parece distar mucho de una lógica económica, de una esencia económica, es la historia del hombre. La historia es universal, responde a un mismo principio, producto de la interacción de hombres, grupos o subgrupos humanos orientados, que interpretan la interpretación del sistema productivo con el estímulo de trabajo que a su vez es resultado de la interpretación de la interpretación del anterior sistema, mundo que crean y los crea: el principio, la teoría de la filosofía política del Carácter de Producción.

La epistemología de la filosofía política del Carácter de Producción indaga sobre el sentido de los sistemas sociopolíticos. Encontrarlo es interpretar la historia, conocerla. Lo encuentra en el estímulo de trabajo que humaniza al hombre. Su metodología es la metodología de la psicología del Carácter de Producción aplicada a nivel histórico; se finca en el principio del continuo motivación-conducta, donde convergen el método conductual y el psicoanalítico, híbrido que responde a la pregunta sobre el origen del contenido del sentido, de la respuesta que son los sistemas sociopolíticos de los hombres, lo histórico, así como su devenir o decurso. Todo lo que es sistema social y/o político es respuesta emotiva, interpretación del trabajo. El Carácter de Producción psicologiza la economía (implica psicologizar dichos sistemas), su teoría responde al concepto "orientación", síntesis de las principales escuelas de la filosofía política universal.

4. La orientación

En el artículo titulado El carácter de producción y la síntesis del conductismo, el psicoanálisis, la psicología humanista-existencial y cognitiva, defino la orientación en la siguiente forma:

Apelo en este momento no a los informes de los laboratorios psicológicos o de los consultorios especializados; sino a la cotidianeidad de nuestras vidas, somos seres que nos orientamos. Recordemos cómo somos en el trabajo, en la escuela, en la iglesia, en la familia, en la pareja, con los amigos, en las vacaciones, en el bar, en el día, en la noche. La fórmula de la orientación es la fórmula condensada del Carácter de Producción, estímulo-sentido. La orientación es una respuesta que se ubica en el campo motivacional-conductual; no obstante su inmediatez y evidencia nunca ha sido teorizada, nunca ha devengado concepto (7).

La "orientación" responde a la fórmula estímulo-sentido, en su realidad el estímulo como el sentido son dos entidades que en los hechos son una, el hombre, no puede trabajar sin sentido, no puede vivir sin sentido, sin emotividad; ésta no existe sin el estímulo, es el Carácter de Producción, una orientación psicológica involuntaria e inconsciente que sirve para trabajar.

Para escribir la síntesis de la filosofía política universal es necesario abstraer el estímulo y el sentido de la orientación, como si fueran entidades independientes, es una necesidad analítica y pedagógica, estos son los dos paradigmas fundamentales que interpretan la historia, las filosofías que giran en torno a uno, al otro o a ambos en su unidad no sintética completan el espectro de interpretaciones de la historia. En la orientación, el estímulo-sentido, su unidad sintética, dialéctica, formulo el paradigma de las hasta ahora opuestas e irreconciliables interpretaciones de la historia.

La relación estímulo-sentido del Carácter de Producción a la que responde la historia es una novedad en cuatro sentidos:

A) No son antitéticos causa y condición. El sentido es causado por el estímulo porque lo determina, lo constituye, todos sus elementos proceden en su totalidad de él; sin embargo es una aportación, una interpretación del estímulo sus elementos lo superan, el estímulo condiciona el sentido, es una relación causada condicionante. La cultura del hombre procede toda y en su totalidad del trabajo del hombre; mas es una aportación, una interpretación del trabajo lo supera

B) No existe dicotomía explicación-comprensión. La orientación, el estímulo-sentido, explica la cultura del hombre porque la comprende, es ley, un explicar que comprende, un comprender que explica motivacionalmente, es comprensión, ley motivada. La cultura del hombre se explica y/o se comprende

C) Es determinista-indeterminista simultáneamente. Es determinista, por causada, ley, su ser es objeto de razón, no obstante al ser el sentido una interpretación de la realidad, el estímulo, por la dificultad práctica, debido a la gran cantidad de factores a considerar, es imposible determinar, indeterminable, una relación determinista indeterminable, indeterminablemente determinista. La cultura del hombre es un fenómeno determinista, pero que no es posible determinar

D) No existe dicotomía universal-particular. La orientación, el estímulo- sentid es ley, por tanto, universal, válido para toda la cultura humana. Al mismo tiempo es una ley particularizable, interpretable, individual, no universal, válido para tu cultura humana, una relación universalmente particular, particularmente universal. La cultura del hombre es un fenómeno universal y particular.

5. El Estímulo en la teoría del Carácter de Producción

En el artículo El Carácter de Producción defino al estímulo así:

Es una orientación psicológica, involuntaria e inconsciente, que sirve para trabajar, que determina las peculiaridades de la existencia social del individuo, es decir, sus manifestaciones artísticas, éticas, religiosas, morales, jurídicas, filosóficas y sus estructuras de carácter, costumbres y actitudes (8).

El estímulo es el trabajo del hombre, su realidad es social e histórica en el modo de producción anterior, entiéndase temporalidad y necesidad, a cualquier actividad humana primero tiene que subsistir. El hombre trabajando es paradójico: es primeramente objeto de estímulo, orienta, es conducta al mismo tiempo en el contexto del principio del continuo motivación-conducta. Motivación, sentido, motivación-conducta, el trabajo del hombre es estímulo que siendo anterior al sentido simultáneamente es sentido, motivación-conducta. La misma relación es entre la fuerza y el movimiento: la fuerza es anterior al movimiento pero éste es simultáneo a la fuerza; la relación entre la causa y el efecto, la causa es anterior al efecto pero éste es simultáneo a la causa.

El hombre se asocia para trabajar en sociedad, estímulo de trabajo en el modo de producción es una relación social, como la del capitalista con el obrero asalariado o la del esclavo con el esclavista, que en su particular marco geográfico, demográfico, tecnológico y de identidad orientando al hombre hace inteligible la historia, su total capacidad explicativa no es abstraible de este marco. En la teoría del Carácter de Producción todos estos estímulos determinan a los pueblos en la orientación de ahí su infinito y multicolor panorama, estímulos responsables de su diversidad y particularidad al mismo tiempo de su uniformidad y universalidad, pueblos inteligibles en el marco del concepto orientación, el estímulo-sentido. Inteligibilidad de la historia significa encontrar los estímulos, causas, por las que los pueblos de la historia son como son, y no de otra manera.

El modo de producción donde trabaja el hombre es estimulado, orientado. La inteligibilidad de la historia radica en la completitud y devenir del estímulo de trabajo que orienta al hombre, en su particular universalidad su universal particularidad. De la teoría del estímulo se infiere la síntesis, de la universalidad y particularidad de la historia.

Estímulo de trabajo en su devenir significa que por su historia y su presente los pueblos son, son su historia y su presente, su realidad, su sentido. En su completitud, significa que los pueblos son la relación social de producción en el marco geográfico, demográfico, tecnológico y de identidad (9) en el que subsisten. Un grupo humano en cualquier dimensión es el resultado de la interpretación humana del estímulo de trabajo, interpretan la interpretación del sistema productivo mismo que a su vez es resultado de la interpretación de la interpretación del anterior sistema productivo, en su completitud y devenir, resultado de la interacción estimulante interpretada de grupos o subgrupos humanos estimulados, interpretadores, interpretan la interpretación del sistema productivo mismo que a su vez es resultado de la interpretación de la interpretación del anterior sistema productivo, en su completitud y devenir, es el principio: la teoría de la filosofía política del Carácter de Producción implícita en su formulación.

La teoría del estímulo entiende porque España es distinta de Francia o Inglaterra siendo que son capitalistas, democracias liberales modernas, entiende la particularidad en la universalidad.

La teoría del Carácter de Producción nace reconociendo la verdad en la obviedad, su teorización. El hombre cuando trabaja se motiva, no es lo mismo ser esclavo, que ejecutivo moderno, siervo de la gleba o rey. El hombre construye su mundo motivado, se orienta, no puede ser de otra manera, tendría que inventarse de nuevo, ser lo que no es. En el hombre, cuando se orienta, lo motivacional y lo conductual son una sola realidad, no dicotómicos ni indiferentes, nos comportamos como sentimos, sentimos como nos comportamos, el principio del continuo motivación-conducta es obvio.

El espíritu de esta teoría es la teorización de la obviedad, sus consecuencias, desde lo inmediato, natural, cotidiano, obvio. La filosofía política del Carácter de Producción que describo, se cuestiona: ¿Por qué los canadienses se visten como lo hacen? Por el estímulo interpretado: el clima. ¿Por qué los brasileños hablan portugués? Por el estímulo interpretado: fueron conquistados por Portugal. ¿Por qué Francia es una democracia liberal? Por el estímulo interpretado: El hombre cuando trabaja se motiva, el sistema de producción capitalista orienta hombres libres e iguales, la economía de libre mercado requiere individuos no castas ni clanes; el asalariado se vende al mejor postor, se mide igual, con dinero; la democracia liberal los hizo formalmente ciudadanos libres e iguales. ¿Por qué Chile siendo capitalista, en época de la dictadura de Pinochet, no emergió entonces como una democracia liberal? Por el estímulo interpretado: El dictador, no obstante que existía esa orientación inconsciente del carácter a la libertad, la igualdad y los derechos, se encargó de socavar todo intento de apertura democrática. ¿Por qué en Chile devino finalmente una democracia liberal? Por el estímulo interpretado: la existencia, precisamente, de esa orientación inconsciente del carácter del hombre del capitalismo moderno, el estímulo-sentido, la orientación.

La historia es muy compleja con infinidad de matices y factores a considerar. La filosofía política que describo es el marco que teoriza esa riqueza. Tiene como espíritu lo inmediato, natural, cotidiano, obvio, el estímulo interpretado, el estímulo-sentido, una orientación inconsciente del carácter que sirve para trabajar, es el principio la Teoría de la Filosofía Política de la Teoría del Carácter de Producción.

6. El Estímulo, paradigma que interpreta la historia. La búsqueda metafórica de la tierra

En la búsqueda de la interpretación de la historia, el filósofo se inspira en la tierra. La materia, el estímulo, lo que la historia es por donde está; lo tangible, el espacio, la geografía, la economía, la estructura, lo transversal. Es la tierra el estímulo, paradigma que interpreta la historia, lo material.

La mitad de la historia de la filosofía política se inspira en el estímulo. El Carácter de Producción no invalida sus estudios. Hombres que vertieron su pluma inspirados en él estímulo. El más célebre es Marx, quien escribe en el prefacio al libro Contribución a la crítica de la Economía política:

En la producción social de su vida, los hombres contraen determinadas relaciones necesarias e independientes de su voluntad, relaciones de producción, que corresponden a una determinada fase de desarrollo de las fuerzas productivas materiales. El conjunto de estas relaciones de producción forma la estructura económica de la sociedad, la base real sobre la que se levanta la superestructura jurídica y política y a la que corresponden determinadas formas de conciencia social. El modo de producción de la vida material condiciona el proceso de la vida social, política y espiritual en general. No es la conciencia del hombre la que determina su ser, sino, por el contrario, es el ser social lo que determina su conciencia (10).

La otra mitad es el cielo.

7. El Sentido en la teoría del Carácter de Producción

El Carácter de Producción, es sentido. De esta manera, cito:

El Carácter de Producción explica cómo surge una pintura cubista, o una norma jurídica, cómo la monogamia; al mismo tiempo explica, por ejemplo, por qué cierto sector de la sociedad alemana se sintió atraído por el protestantismo, o por qué un sector de la sociedad moderna se siente atraído por el rock. El carácter de producción explica, también, por qué el ideal estético de la mujer actual: alta y delgada, diferente al de antes, al de talla media y exuberante; por mencionar sólo algunos infinitos productos culturales del hombre que se explican con el carácter de producción (11).

¿Cuál es el campo del sentido de la teoría del Carácter de Producción? ¿Por qué preguntar por su campo? El Carácter de Producción "determina las peculiaridades de la existencia social del individuo", el campo de su sentido es el hombre viviendo en sociedad, la sociedad humana. La realidad del sentido es social, el hombre es un producto social. El trabajo, su realización, implica a la comunidad humana con sentido. El hombre no puede trabajar sin emotividad ni comunidad humana, por eso el sentido del hombre es la sociedad humana. El hombre orientado crea su mundo en la comunidad humana, por eso el sentido del hombre es la sociedad.

Como la sociedad humana se compone de individuos y el Carácter de Producción "determina las peculiaridades de su existencia social", entonces el sentido también es la individualidad humana, la realidad de su sentido es social, la individualidad del hombre es social. El hombre es socialmente individual o individualmente social. El sentido es todo lo humano. ¿El individuo hizo a la sociedad o la sociedad hizo al individuo? ¿Por qué su campo? En el Carácter de Producción se dieron juntos, cuando el hombre en el acto de orientarse hace su cultura, en ese acto se orientó y fue orientado como hombre.

Karel Kosik, en Dialéctica de lo concreto, lo entiende así:

El hombre existe siempre dentro del sistema, y como parte integrante de él es reducido a determinados aspectos (funciones) o apariencias (unilaterales y cosificadas) de su existencia. Pero, al mismo tiempo, es siempre más que el sistema y -como hombre- no puede ser reducido a él. La existencia del hombre concreto se extiende en el espacio comprendido entre su irreductibilidad al sistema o la posibilidad de superarlo, y su inserción de hecho o su funcionamiento práctico en un sistema (de circunstancias y relaciones históricas) (12).

En el contexto del campo del sentido del Carácter de Producción, encontramos las expresiones sociales de la comunidad humana: expresiones laborales, jurídicas, artísticas, morales, religiosas, filosóficas, científicas, su cultura, el sentido del hombre es una expresión histórica y colectiva; estructuras de carácter, costumbres, actitudes históricas y colectivas.

El estado es cultura humana, orientación inconsciente del carácter, campo del sentido, como toda orientación, ni anterior ni posterior al sujeto, la sociedad civil. En la orientación, el estado es proceso y resultado, instrumento y estructura, sociedad civil en acto, orientada, ni anterior ni posterior, ni proceso ni resultado, ni instrumento ni estructura, es posterior con anterioridad, un resultado en proceso, un instrumento estructural, el estado es sentido.

8. Abstracción del sentido de la orientación, síntesis del idealismo y del existencialismo. Aprendiendo a ver una cara sabiendo que es moneda de dos caras.

El sentido del hombre es el hombre con sentido, motivado, emotivo, lo que siente, hace, piensa o dice; una interpretación subjetiva de la realidad objetiva. El hombre en el acto de interpretar la realidad crea su mundo teniendo como referente forzoso el mundo, es poder pero también riesgo, capacidad no exenta de limitación: potencia e impotencia, espiritualidad y terrenalidad.

El sentido es la vitalidad humana, rica e impredecible, sabe a libertad. Su esencia, la libertad humana en el océano profundo de sus infinitos matices y sutilezas, es la subjetividad humana, su íntima interioridad, ese mundo que creamos y vivimos más grande que el mismo mundo, nuestro mundo, somos distintos, únicos; nuestra interpretación particular del mundo es la individualidad.

El sentido es la existencia humana; su soledad, una interpretación particular del mundo, la realidad objetiva, ese vació que sentimos porque existimos; no somos nada, sólo interpretación, posibilidad; tenemos que interpretar irremediablemente, tenemos que ser irremediablemente, sentir, hacer, pensar o decir irremediablemente en el mundo humano, nuestro mundo. La historia del hombre es el espacio de su humanidad, ese espacio cerrado, insalvable, nuestra imposibilidad, la nada.

La capacidad del hombre de interpretar subjetivamente lo ubica en el idealismo; que tenga como referente su mundo lo ubica en el existencialismo, el sentido de la orientación en el Carácter de Producción es síntesis del existencialismo y del idealismo.

9. El sentido, paradigma que interpreta la historia. La búsqueda metafórica del cielo

El cielo ha inspirado en el decurso de la historia a los mas diversos autores de las más diversas corrientes filosóficas y sociológicas que toman algunos aspectos del sentido para interpretar la historia. Sus teorías son verdades; si bien es cierto parciales, verdades al fin. Estas corrientes ni toman todos y cada unos de los aspectos del sentido ni lo ven como producto del estímulo, no cancela la dosis de verdad de las filosofías de la historia inspiradas en el cielo. La filosofía política de la teoría del Carácter de Producción retoma el sentido de las filosofías de la historia que tienen como paradigma el sentido.

El sentido es lo humano, la historia multiforme, distintos planos y fases, la han observado. Quienes la interpretan a lo largo de la historia del hombre escriben la filosofía política, la historia de la historia del hombre, toman como referente el sentido, paradigma que interpreta la historia, como Nietzsche en su sistema asistemático de clara orientación inspirada en el sentido entendido como voluntad, decea sea el sentido de la historia "de la tierra". Lo expresa cuando, dando voz a Zarastustra, dice:

¡Yo os muestro al superhombre! El superhombre es el sentido de la tierra. Que vuestra voluntad diga: ¡Que el superhombre sea el sentido de la tierra¡ Yo os exhorto, hermanos, a que permanezcáis fieles a la tierra y a que no creáis a quienes os hablan de esperanzas ultraterrenas. Consciente o inconscientemente, esos tales son unos envenedadores. Desprecian la vida, son moribundos y ellos mismos están envenenados. La propia tierra esta cansada de ellos. ¡Qué se mueran ya de una vez¡ (13).

10. El estímulo y el sentido como paradigmas no sintéticos que interpretan la historia

La filosofía de la historia de Francis Fukuyama es un ejemplo de una filosofía de la historia inspirada tanto en el estímulo como en el sentido; pero sin una relación dialéctica entre ambos, sino como instancias autónomas. Él manifiesta que la historia responde a dos principios explicativos: el primero, sostengo, desde la teoría del Carácter de Producción, inspirado en el estímulo, cuando dice:

Lo que he llamado la LÓGICA DE LA CIENCIA NATURAL MODERNA es, en realidad, una interpretación económica del cambio histórico, pero una interpretación que -a diferencia de su variante marxista- conduce al capitalismo y no al socialismo como meta. La lógica de la ciencia moderna puede explicar mucho acerca de nuestro mundo: por qué los que residimos en democracias desarrolladas somos empleados en vez de campesinos que arrancan a la tierra su subsistencia, por qué somos miembros de sindicatos o de organizaciones profesionales y no de tribus o clanes, por qué obedecemos la autoridad de un superior burocrático y no la de un sacerdote, por qué sabemos leer y escribir y hablamos una lengua nacional común (14).

El segundo, inspirado en el sentido, porque afirma:

Pero las interpretaciones económicas de la historia son incompletas e insatisfactorias, pues el hombre no es simplemente un animal económico. En particular, esas interpretaciones no pueden explicar realmente por qué somos demócratas, es decir, propugnadores del principio de la soberanía popular y de la garantía de derechos fundamentales bajo el gobierno de la ley. Es por esta razón que el presente libro, en su tercera parte, presenta una segunda interpretación del proceso histórico, paralela a la primera, al tratar de recobrar al hombre entero y no sólo su aspecto económico. Para hacer esto, volvemos a Hegel y a la interpretación hegeliana no materialista de la historia, basada en la LUCHA POR EL RECONOCIMIENTO (15).

11. La orientación, paradigma sintético que interpreta la historia. La búsqueda del espacio real de la historia del hombre, entre la tierra y el cielo. La sociedad humana, el estímulo-sentido, la Filosofía Política de la Teoría del Carácter de Producción

La interpretación de la historia de esta teoría no se inspira en el estímulo ni en el sentido, se inspira en la orientación no los excluye ni los acata, los supera, los sintetiza, como si tomara de ellos para formar algo nuevo la filosofía política. Las interpretaciones que toman determinados aspectos del sentido o el estímulo o de ambos, que se inspiran en aspectos de ellos no son la orientación, ésta no toma aspectos mecánicamente, es síntesis.

Entre la tierra y el cielo, del estímulo al sentido, del trabajo a una orientación inconsciente del carácter; del modo de producción a los móviles sociales y políticos, de la economía a la psicología; de lo objetivo a lo subjetivo., el hombre construye su mundo motivado por una orientación inconsciente del carácter que sirve para trabajar, mundo que crean y los crea. La orientación superación dialéctica sintética de todos los duplos que han dividido la filosofía política universal, parteaguas de las teorías que han versado sobre la materia, síntesis, por ejemplo, entre una filosofía objetivista, inspirada en el estímulo, y una subjetivista, inspirada en el sentido, entre una filosofía totalizadora, inspirada en el estímulo y una no totalizadora inspirada en el sentido.

El Carácter de Producción es la unidad del sentido-orientación, estímulo-sentido, la historia no es material ni subjetiva, no son factores aislados, contiguos, la historia es la unidad del sentido-orientacion, totalidad, gestalt, lo que sumando, no conduce a la suma, pero la conforma, la induce.

12. La naturaleza de la historia del hombre. ¿Buscando el sentido del estímulo-sentido? ¿Tiene sentido el estímulo-sentido?

En el artículo El Carácter de producción con relación a la ética cristiana como creación cultural del hombre, se lee:

La norma ética "no robarás" de los esclavos proviene de productos culturales como el cristianismo, que los mismos esclavos crearon; o bien, eran sensibles a este producto, porque estando esclavizados, pensaban, actuaban y reaccionaban como individuos esclavizados y, por lo tanto, dicha manera de pensar y actuar convenía a sus explotadores; aunque los esclavistas no hubiesen creado esos productos culturales. En el carácter de producción los componentes superestructurales surgen de las mismas clases sociales que los poseen, no son impuestos por la clase social dominante (16).

En la teoría del Carácter de Producción el hombre es su cultura, por tanto su mundo humano, el espacio de su cultura es su historia, la historia humana. Como no existe fuera de ella es su naturaleza. La naturaleza del hombre es la naturaleza de su historia. La naturaleza de su historia es la naturaleza del hombre.

La naturaleza del hombre no tiene igual entre todas las especies actuales y desaparecidas del mundo biológico terrestre, su esencia no está contenida en su carga genética en concreto en el genoma humano, sólo es posibilidad siendo realidad en las otras especies biológicas, su naturaleza es su historia cuando se orienta consciente e inconscientemente se trasfiere de generación en generación, cuando se vive en sociedad es síntesis de su presencia en el planeta. La capacidad de orientación es la naturaleza humana, contiene los contenidos motivacionales, conductuales y cognitivos, resumen de su historia. En cada acto humano orientado se proyecta su historia.

La orientación, el estímulo-sentido, una respuesta inteligente motivacional-conductual-cognitiva, una interpretación/reflejo al medio, plástica, colectiva e histórica, producto del aprendizaje de la humanidad; una orientación inconsciente del carácter que sirve para trabajar, adaptativa y socializante. Lo llamo el sentido del estímulo-sentido, la naturaleza del hombre, su esencia, de lo histórico. Permite al hombre como ser social sobrevivir. El Carácter de Producción es adaptativo y socializante en lo inmediato, en tanto "..sirve para trabajar" y en lo mediato "..que determina las particularidades de la existencia social del individuo", lo capacita para vivir en sociedad (17).

De un reflejo instintivo a una orientación inconsciente del carácter no existe una línea divisoria, fueron miles de años para que se distinguieran con nitidez. El hombre interpreta el estímulo, el animal no. La orientación es producto, como todas las características de las especies del planeta, de la selección natural, un reflejo de supervivencia exclusivo y único del hombre, hasta ahora descubierto. La especie no posee más atributos de defensa que su capacidad de orientación: respuesta/interpretación motivacional, conductual, cognitiva. Solidaridad e inteligencia, ambas son necesarios para su supervivencia. La respuesta adaptativa y socializante significa que el hombre es un ser social lo caracteriza y esencializa. Desde el primer grupo humano en el planeta la respuesta teniendo por campo la sociedad y su historia, hasta ahora no tiene en el tiempo excepciones, si las tuviera no existiríamos. La respuesta del hombre su naturaleza es adaptativa y socializante en lo concreto y en lo genérico, en lo inmediato y mediato al ser la historia humana.

Conclusión particular: En la definición del Carácter de Producción esta la naturaleza del hombre, es su historia, una orientación psicológica, un reflejo de supervivencia inteligente con contenido, producto de la selección natural adaptativo y socializante, lo llamo el sentido del estímulo-sentido.

13. La humanidad del hombre y su naturaleza en el Carácter de Producción

La variedad, riqueza y multiplicidad de los distintos elementos que intervienen en lo histórico, la naturaleza humana, es porque la orientación el sustrato de la teoría del Carácter de Producción no es mecánica ni lineal, es interpretación el hombre, es simultáneamente causa y efecto de su historia. El hombre es efecto de su mundo humano porque el sustento, la base de su ser está en el mundo objetivo, que proviene del trabajo, el estímulo; es causa de su mundo humano, porque el hombre interpreta esa realidad, la crea el sentido.

La historia del hombre, su mundo humano, es el hombre, no tiene realidad alguna fuera de su realidad humana, es su naturaleza, en la orientación es simultáneamente causa y efecto de su mundo humano, por tanto el hombre es simultáneamente causa y efecto de sí mismo. El mundo humano del hombre que al hombre crea, a su vez él crea, el hombre es simultáneamente causa y efecto de sí mismo porque es capaz de orientación. Así defino en el Carácter de Producción su humanidad, constituye a su mundo y simultáneamente es constituido por su mundo, por sí mismo, causa y efecto de sí, constituye a su mundo al interpretarlo, crearlo, es constituido al estimularse por el mundo, por sí, si hubiera otros seres en el universo o en otros universos con las mismas características o propiedades son, sin más, humanos o, si se prefiere, equiparables a la humanidad del hombre que habita el planeta tierra en el sistema solar, en la Vía Láctea, en nuestro universo.

Karel Kosik, lo expresa en la siguiente forma:

El mundo que el hombre crea como realidad humano-social, tiene su origen en condiciones independientes del hombre, y éste es absolutamente inconcebible sin ellas. Sin embargo, con respecto a esas condiciones, presenta una cualidad nueva, distinta y es irreductible a aquellas. El hombre tiene su origen en la naturaleza, es una parte de ella y, al mismo tiempo, la supera; se comporta libremente con sus propias creaciones, logra distanciarse de ellas, se plantea el problema de su significado y trata de descubrir su propio lugar en el universo (18).

14. El motor de la historia, la esencia del cambio histórico (Abstracción de influencias externas). ¿Buscando el sentido del sentido del estímulo-sentido? ¿Tiene sentido el sentido en el estímulo-sentido?

En el contexto de la teoría del Carácter de Producción, ubicado con detalle en la historia el estímulo-sentido una orientación inconsciente del carácter que sirve para trabajar, el hombre construye su mundo motivado y, luego su sentido, el sentido del estímulo-sentido respuesta motivacional-conductual en esencia adaptativa y socializante. Resta considerar si este sentido responde a alguna lógica, ley, orden, como por ejemplo a un progreso. ¿Soluciona contradicciones? ¿Es azaroso? ¿Responde a un principio divino? ¿Tiene sentido? ¿Responde a algún sentido o a su ausencia? ¿Existe alguna ley que dé cuenta de por qué las distintas formaciones socioeconómicas devienen en otras? ¿Existe el sentido del sentido del estímulo-sentido, principios o líneas directrices que den cuenta del por qué el devenir de la historia del hombre?

El estímulo-sentido explora por qué surgen las distintas formaciones socioeconómicas. El sentido del estímulo-sentido explora el porqué de las formaciones socioeconómicas. El sentido del sentido del estímulo-sentido explora por qué se modifican las formaciones socioeconómicas. La cualidad, el fundamento del estímulo-sentido está en la relación causa-efecto ¿Cómo se dan las formaciones socioeconómicas? La cualidad del sentido del estímulo-sentido está en el efecto: ¿cómo son las distintas formaciones socioeconómicas que las distingue? La cualidad del sentido del sentido del estímulo-sentido está en la causa: ¿cómo se modifican las formaciones socioeconómicas?

El Carácter de Producción es una relación causal que explica la cultura del hombre su historia, se cuestiona cómo y/o por qué surgen las distintas formaciones socioeconómicas; se cuestiona el cómo y el por qué de las formaciones socioeconómicas; y ¿cómo y/o por qué se modifican las formaciones socioeconómicas? Explora el estímulo-sentido, el sentido del estímulo-sentido y el sentido del sentido del estímulo-sentido ¿Tiene lógica el sentido? ¿Tiene sentido que tengan sentido? ¿Tiene sentido que el estímulo-sentido, por ejemplo, tenga a su vez sentido? Sí, porque la relación causal no se limita a la relación en sí; sino también a explorar la cualidad de los elementos que la constituyen, la causa y el efecto.

La definición del Carácter de Producción es "una orientación psicológica, involuntaria e inconsciente que sirve para trabajar, que determina las particularidades de la existencia social del individuo"; implica un sistema estable y también el fundamento de su inestabilidad, principios o líneas directrices que dan cuenta del porqué del devenir de la historia del hombre (abstrayendo influencias externas), el sentido del sentido del estímulo-sentido, en dos sentidos que se describen enseguida:

1) Desde el estímulo en el estímulo-sentido como relación causal "que determina las particularidades de la existencia social del individuo". Si se altera la causa, el estímulo, el trabajo del hombre, se altera el efecto, la psicología humana. De la economía a la psicología, del trabajo del hombre a la cultura del hombre, uno de los dos sentidos del sentido del sentido del estímulo-sentido de la filosofía política del Carácter de Producción.

2) Desde el contenido caracterizador de la relación causal, la naturaleza humana adaptativa y socializante. La definición del Carácter de producción en congruencia con el espíritu de la teoría y en todas sus consecuencias implica que el hombre, acorde a su naturaleza, debe estar en armonía con sus semejantes y con el medio. En un sentido restringido significa que el individuo orientado por el trabajo construye su mundo adaptado, motivado. En el Carácter de Producción la definición expresa la naturaleza humana por tanto el estado óptimo del hombre adaptativo y socializante en armonía con sus semejantes y con el medio, con sí mismo. De la definición del Carácter de producción a la naturaleza humana, de ahí al estado óptimo del hombre; por tanto al desequilibrio social, fundamento de la inestabilidad histórica, el segundo sentido del sentido del sentido del sentido del estímulo-sentido de la filosofía política del Carácter de Producción.

Conclusión Particular: La definición del Carácter de Producción implica la realidad de un sistema social relativamente estable, también el fundamento de su inestabilidad en dos sentidos; desde el estímulo en el estímulo-sentido y desde el contenido caracterizador de dicha relación causal. .

En la tradición filosófica el sentido del sentido del estímulo-sentido explora el motor o motores de la historia. ¿Por qué se mueve? ¿Qué la mueve? ¿Responde a alguna lógica su devenir? No termina en estos cuestionamientos este estudio, restan quizá las preguntas fundamentales de la investigación histórica que han intrigado a los investigadores: ¿A dónde van las distintas formaciones socioeconómicas? ¿Existe el fin de la historia?

15. El fin de la historia ¿Buscando el sentido del sentido del sentido del estímulo-sentido? ¿Tiene sentido el sentido del sentido en el estímulo-sentido?

En el contexto de la Teoría del Carácter de Producción, el fin de la historia significa que el motor de la historia, el sentido del sentido del estímulo-sentido, responde a un fin, a un punto sin retorno, a algún sentido. ¿Tiene sentido, el sentido del sentido en el estímulo-sentido? ¿Existe el fin de la historia? Una orientación inconsciente del carácter que sirve para trabajar, respuesta motivacional-conductual, en esencia adaptativa y socializante, responde a determinados principios o líneas directrices que dan cuenta de su devenir. Deseamos saber si apuntan a determinado fin y si es posible. ¿Existe el fin de la historia, el sentido del sentido del sentido en el estímulo-sentido?

El estímulo-sentido, como el sentido del estímulo-sentido, como el sentido del sentido del estímulo-sentido, como el sentido del sentido del sentido del estímulo-sentido son sentido, orientación en la Teoría del Carácter de Producción, allende el modo de producción. El hombre construye su mundo motivado, responde al estímulo, es el estímulo-sentido, es sentido del sentido del sentido, del sentido del sentido del sentido y, del sentido del sentido del sentido del sentido en el estímulo-sentido.

La definición del Carácter de Producción implica el fundamento de la estabilidad de la historia de la sociedad humana, también de su inestabilidad. El no devenir es el fin de la historia, en la definición está implícito su fin, su estado final está anunciado. Un estado óptimo del hombre al no devenir es el fin de la historia. Cualquier sistema social donde el hombre no esté en ese estado es en sí inestable. El esclavismo y el fascismo, por ejemplo, al contradecirlo son en sí inestables, rebeliones de esclavos siempre han existido aún en los mejores tiempos de determinado estado esclavista en concreto.

Los sistemas sociales como la democracia social o el socialismo al estar fincados en la igualdad, la solidaridad, la búsqueda del bienestar social para las mayorías, son los mas acordes en el espíritu del Carácter de Producción. Con la naturaleza humana adaptativa y socializante, el estado óptimo del hombre. Si el fin de la historia es un sistema social estable final, son el fin de la historia, una sociedad fundada en la fraternidad entre los miembros de la sociedad, la libertad, la justicia y la igualdad.

Conclusión Particular: De la definición del Carácter de Producción existe una naturaleza humana, su estado óptimo, es un sistema social estable acorde con ella el fin de la historia, una formación socioeconómica fincada en la libertad, la justicia, la igualdad y la armonía.

16. Aprehendiendo la totalidad particular de la historia del hombre

La estructura lógica de la teoría del Carácter de Producción refleja la historia con claridad. La orientación, el estímulo-sentido, la historia del hombre es como una gran curva la curva a su vez se curva, es decir, contiene a otras curvas, como el sentido del estímulo-sentido no contradice el estímulo-sentido, lo presupone forma parte de el. La curva que se curva a su vez se curva es el sentido del sentido del estímulo-sentido. La curva que se curva curvada a su vez se curva es el sentido del sentido del sentido del estímulo-sentido el fin de la historia implícito en la gran curva y, así sucesivamente hasta que pasando por el progreso en la historia el sentido del sentido del sentido del sentido del estímulo-sentido lleguemos a las últimas curvas, tu familia que se curva eres tú, estás en la historia, que se curva, estás leyendo el artículo más abstracto de la historia del hombre. Tu existencia, tu lectura, no contradice el Carácter de Producción, forma parte de el lo presupone implicas a la gran curva el estímulo-sentido en la que simultáneamente estás implícito, la historia del hombre, una orientación psicológica involuntaria e inconsciente que sirve para trabajar. El hombre construye su mundo motivado. El principio, la teoría de la filosofía política del Carácter de Producción.

Cuando una curva a su vez se curva como en el sentido del estímulo-sentido y subsecuentes, se da un hecho paradójico: esas otras curvas aun incluidas en la curva principal, ésta no les acota su derecho a ser, ser curvas. Lo mismo es válido a la inversa: la curva principal incluyente está implícita en las curvas incluidas, la conforman, mas no la acotan en su derecho a ser, ser curva. Una curva que se curva, ambas se incluyen y se excluyen simultáneamente, se conforman y se niegan. Está muy claro cuando pienses en ti, con todo y que eres un ente de la historia y en la historia, ésta no acota tu derecho a ser, ni tu acotas el derecho de la historia a ser con todo y que eres parte de ella, la conformas. Un tránsito de lo general a lo particular, mas lo particular (y lo general) es tan general y tan particular como tú. El individuo implica a la historia, y simultáneamente está implícito en ella. La historia implica al individuo, mas simultáneamente está implícita en él. La historia y el individuo ambos simultáneamente se incluyen y se excluyen, se conforman y se niegan.

La gran curva el estímulo-sentido, la historia del hombre implica todo, el sentido del estímulo-sentido y subsecuentes, una respuesta adaptativa implica su inadaptación. ¿Qué sucede?: el motor de la historia. ¿A dónde va?: el fin de la historia. ¿Cómo?: el progreso en la historia. ¿Quiénes?: el grupo social, tu grupo. ¿Quién?: Tú. Lo implica todo en lo genérico y en lo concreto. Son los contornos curvos de la curva, que en sus partes curvas se curvan curvadas.

Karel Kosik, el filósofo de la totalidad concreta, lo dice. Interpretamos sus ideas con la teoría del Carácter de Producción:

El principio metodológico de la investigación dialéctica de la realidad social es el punto de vista de la realidad concreta, que ante todo significa que cada fenómeno puede ser comprendido como elemento del todo. Un fenómeno social es un hecho histórico en tanto y por cuanto se le examine como elemento de un determinado conjunto y cumple por tanto un doble cometido que lo convierte efectivamente en hecho histórico: de un lado, definirse a sí mismo, y, de otro lado, definir al conjunto; ser simultáneamente productor y producto; ser determinante y, a la vez, determinado; ser revelador y, a un tiempo, descifrarse a sí mismo; adquirir su propio auténtico significado y conferir sentido a algo distinto. Esta interdependencia y mediación de la parte y del todo significa al mismo tiempo que los hechos aislados son abstracciones, elementos artificiosamente separados del conjunto, que únicamente mediante su acoplamiento al conjunto correspondiente adquieren veracidad y concreción. Del mismo modo, el conjunto donde no son diferenciados y determinados sus elementos es un conjunto abstracto y vacío (19).

17. El Progreso en la historia. ¿Buscando el sentido del sentido del sentido del sentido del estímulo-sentido? ¿Tiene sentido el sentido del sentido del sentido en el estímulo-sentido?

El progreso en la historia en el Carácter de Producción cuestiona si en el decurso de la historia del hombre su fin tiene sentido, un gradual acercamiento. ¿Podemos retornar al esclavismo?, ¿a la edad media?, ¿al fascismo? El punto 2 de las causales de la inestabilidad de la sociedad humana es cuantitativo. Estados menos inestables son los que más se acercan al estado óptimo del hombre, cual selección natural tienden a sobrevivir creándose un efecto de progreso en la historia universal, por eso el transcurrir del tiempo histórico tiene un efecto de progreso. La duración en el tiempo de un estado cualquiera es una conjunción de dos factores, su acercamiento al estado óptimo del hombre y su fuerza estructural (El punto 1), por ejemplo, el medioevo relativamente duró mucho por su fuerza estructural.

El efecto de progreso se obtiene también cuando los estados al ser substituidos, el punto 1 de las causales de la inestabilidad de la sociedad humana aun siendo una interpretación es más posible que refleje progreso, acercamiento al estado óptimo del hombre precisamente porque por algo cambiaron. El hombre como capacidad actuante, respuesta motivacional-conductual-cognitiva. Por eso el transcurrir del tiempo histórico tiene un efecto de progreso.

Conclusión Particular: De la definición del Carácter de Producción. La historia en las dos causales de su inestabilidad implica su progreso al transcurrir el tiempo histórico. En el contexto de la naturaleza humana es más probable que un mejor estado dure más y, cuando cambia, por la interpretación de la relación estímulo-sentido es más probable que mejore.

18. Conclusión General

La filosofía política del Carácter de Producción, el estímulo-sentido, la orientación como paradigma interpretador original permite la síntesis de diversos puntos de vista irreconciliables y opuestos, todas las filosofías de la historia o sus componentes caben en algún modo en la orientación. Esto significa que se pueden entender como inmersas en ella, como estímulo o sentido. La cultura del hombre no es en exclusiva el mundo económico del hombre, el estímulo paradigma que interpreta la historia, es más que eso, su interpretación, filosofía, arte, moral etc. En ocasiones dista tanto de un fin económico. Justifico el sentido como paradigma que interpreta la historia.

La historia universal es orientación, estímulo-sentido; es sentido del sentido, adaptativo y socializante, del sentido del sentido, es el motor de la historia; del sentido del sentido del sentido, es su fin, del sentido del sentido del sentido del sentido, es su progreso, del estímulo-sentido. La historia universal es producto de la interacción de hombres o grupos humanos orientados. Interpretan la interpretación del sistema productivo mismo, que a su vez es resultado de la interpretación de la interpretación del anterior sistema, mundo que crean y los crea. El hombre construye su mundo motivado, orientado, el principio, la teoría de la filosofía política.

¿Cómo es el ser social en el Carácter de producción? ¿Cómo es su campo ontológico? ¿Cuál es la concepción de la realidad social que es congruente con él? Sin duda, la filosofía de la totalidad concreta de Kosik:

Existe una diferencia entre la opinión que considera la realidad social como totalidad concreta, es decir, como un todo estructurado en vías de desarrollo y autocreación, y el punto de vista según el cual el conocimiento humano puede o no puede alcanzar la totalidad de los diversos aspectos y hechos, propiedades, cosas, relaciones y procesos de la realidad. En el segundo caso la realidad es comprendida como el conjunto de todos los hechos. Y puesto que todos los hechos por principio no pueden ser nunca abarcados por el conocimiento humano, ya que siempre es posible agregar otros hechos y aspectos, la tesis de la concreción, o de la totalidad, es considerada como algo místico. Pero, en verdad, la totalidad no significa todos los hechos. Totalidad significa: realidad como un todo estructurado y dialéctico, en el cual puede ser comprendido racionalmente cualquier hecho (clases de hechos, conjunto de hechos). Reunir todos los hechos no significa aún conocer la realidad, y todos los hechos (juntos) no constituyen aún la totalidad. Los hechos son conocimiento de la realidad si son comprendidos como hechos de un todo dialéctico, esto es, si no son átomos inmutables, indivisibles e inderivables, cuya conjunción constituye la realidad, sino que son concebidos como partes estructurales del todo. Lo concreto, o sea la totalidad, no es, por tanto, todos los hechos, el conjunto de ellos, el agrupamiento de todos los aspectos, cosas y relaciones, ya que en este agrupamiento falta aún lo esencial: la totalidad y la concreción. Sin la comprensión de que la realidad es totalidad concreta que se convierte en estructura significativa para cada hecho o conjunto de hechos, el conocimiento de la realidad concreta no pasa de ser algo místico, o la incognoscible cosa en sí (20).

La historia universal es totalidad concreta: el hombre un ser social orientado responde al estímulo en esencia adaptativa y socializante; la existencia de su estado óptimo es fundamento de la inestabilidad histórica misma que implica progreso; y su destino es una formación socioeconómica donde vive en armonía con sus semejantes. A ésta la llamo democracia socialista.

La capacidad de responder al medio es una respuesta inteligente motivacional-conductual-cognitiva (21), respuesta-elección libre, el destino de la historia es: "Tú decides tu destino". Es el momento ético de la filosofía política del Carácter de Producción, tu voluntad de transformar el mundo en el que vives en uno mejor, donde reine el amor, la libertad, la justicia y la igualdad. Tú decides, tomando como fuente ineludible, tu ser, tu historia, que es la historia del hombre. La lógica del Carácter de Producción es también tu lógica, la teoría de su filosofía política.

¿Cómo serán las naciones del futuro? ¿Habrá naciones como las conocemos ahora? ¿Cómo se organizaran? ¿Serán democracias formales o informales? ¿Habrá partidos políticos? ¿Parlamentos? ¿Poder Judicial? ¿Cuál será, si los hubiera, la relación entre los distintos poderes? ¿Imagina cuántas preguntas podremos hacer? Las respuestas seguramente no las daré yo, las darás tú, tu grupo, pueblo o nación, cuando en la práctica de la historia, teniendo como guía la fraternidad, la libertad, la justicia y la igualdad, construyan el futuro, tu futuro, nuestro futuro.

¡HASTA LA VICTORIA SIEMPRE¡

Notas

1 Al respecto véase el artículo: BERNAL MORA, Héctor (2010). "La propiedad privada, la monogamia, el patriarcado, la esclavitud y el Carácter de Producción". En Nómadas. Revista Critica de Ciencias Sociales y Jurídicas, Núm. 25 (Enero-Julio). España: Universidad Complutense de Madrid. (Versión electrónica disponible en: http://www.ucm.es/info/nomadas/25/hectorbernal.pdf)

2 El Carácter de Producción se presenta o se manifiesta actualmente en toda la literatura en general de múltiples formas, como:

a) En el sentimiento de incertidumbre: El escritor no se siente autorizado para conocer la realidad o cree que sus esfuerzos son en vano. Es el Carácter de Producción de la incertidumbre del mercado, aunado a un vacío teórico para explicar la realidad.

b) En el sentimiento de dominio: El escritor se siente controlado al escribir. Es el Carácter de Producción del mercado impersonal.

c) En el deseo de trascender el control o dominio: El escritor muestra un deseo natural por conocer la realidad, aunado a una intuición inconsciente de que es posible conocerla, el escritor reacciona se rebela, no sabe qué sucede; pero cree necesario superar, incluso posible, el control que siente. Es el vacío teórico provocado por la falta de la teoría del Carácter de Producción, aunado a una genuina voluntad para conocer.

d) En la convicción de que es necesario clarificar o explicar las formas concretas de control que ejerce, dígase la sociedad, el mercado, el capital, el estado etc., para así debelar el origen de la subjetividad social. Es el vacío teórico provocado por la falta de la teoría del Carácter de Producción.

e) En la gran multiplicidad de teorías divergentes, contrarias o contradictorias; diversos acercamientos que intentan todas ellas con cierto derecho a dar cuenta de la realidad social; aunque sean finalmente erradas, incompletas o incongruentes. Es el vació teórico provocado por la falta de la teoría del Carácter de Producción.

f) En la generalidad de la cultura del hombre con sus diversas e infinitas motivaciones. Es el Carácter de producción, en tanto orientación inconsciente del carácter.

3 Revísese el artículo de mi autoría. "El Carácter de Producción y la síntesis del conductismo, el psicoanálisis, la psicología humanista-existencial y cognitiva", publicado por la revista Anales de Psiquiatría (Vol. 22, Núm. 7, 2006) España: Aran Ediciones. Disponible en: www.grupoaran.com

4 Bernal Mora, H. (2003). El Carácter de Producción. Revista Universidad de Guadalajara. 29, p.11. Disponible en: www.cge.udg.mx/revistaudg/rug29/opinion2.html

5 Ibídem.

6 Al respecto ver el artículo de mi autoría titulado. "Lo consciente e inconsciente en el Carácter de Producción, el principio del continuo motivación-conducta. La refutación del esquema Freudiano". Archivos de Ciencia. Revista en Ciencias de la Salud. (Vol. 1, Núm. 2, 2009) México: Universidad de Guadalajara, Centro Universitario de Ciencias de la Salud, OPD Hospital Civil de Guadalajara.

7 Bernal Mora, H. (2006). El Carácter de Producción y la síntesis del conductismo, el psicoanálisis, la psicología humanista-existencial y cognitiva. Revista Anales de Psiquiatría. Op. cit.

8 Bernal Mora, H. (2003). El Carácter de Producción. Íbid.

9 En la orientación inconsciente del carácter, las relaciones sociales y laborales implican pertenencia a un grupo, sentimiento de pertenencia, identidad. El obrero pertenece a la clase de los obreros, el esclavo a la de los esclavos, pero no solamente en un sentido clasista; por ejemplo, la fábrica es el lugar común donde se trabaja, implica identidad, la relación social concreta con el grupo de trabajo, también la implica que esa relación es distinta de otras. En el Carácter de Producción toda identidad, sentimiento de identidad, dígase país, nación etc., tiene su origen primigenio en el estímulo de trabajo, inclusive, por supuesto, el sentimiento basado en la raza. Pregunto: ¿Por qué implica identidad? ¿Es una orientación inconsciente del carácter que influye, como toda orientación inconsciente, en lo no laboral?

10 Marx, C. (año) Contribución a la crítica de la economía política. C. Marx y F. Engels. Obras, t. 13. (país o ciudad): (editorial), p. 6

11 Bernal Mora, H. (2003). El Carácter de Producción. Íbid.

12 Kosik, K, (1967). Dialéctica de lo concreto. (Trad. Adolfo Sánchez Vázquez), México: Ed. Grijalbo, p. 115.

13 Nietzsche, F. (2000) Obras selectas, Así habló Zaratustra. España: Edimat, p. 39.

14 Fukuyama F. (1992) El fin de la historia y el último hombre. (Trad. P. Elías). México: Ed. Planeta-Agostini, p. 16.

15 Francis Fukuyama, El fin de la historia y el último hombre. Trad. P. Elías, México, Ed. Planeta-Agostini, 1992, pp. 16-17.

16 Bernal Mora, H. (2003). El Carácter de Producción. p. 13.

17 Revísese el artículo de mi autoría. Bernal Mora, H. (2009) La mercancía y la psicología del hombre moderno. Revista Anales de Psiquiatría, 25 (Núm. 2). Aran Ediciones, Madrid. Disponible en: www.grupoaran.com

18 Kosik, K. Op. Cit. p. 142.

19 Íbid., p. 61.

20 Íbid., pp. 55-56.

21 Al respecto, véase el artículo de mi autoría. Bernal Mora, H. (2006). El Carácter de Producción y la síntesis del conductismo, el psicoanálisis, la psicología humanista-existencial y cognitiva. Revista Anales de Psiquiatría. Op. cit. Ahí sostengo que la voluntad, elección o decisión, son componentes fundamentales de la existencia humana, inmersos en su capacidad de interpretar el medio, en su capacidad de orientarse. Son una interpretación subjetiva de la realidad objetiva.

Author affiliation:

Héctor Bernal Mora

Universidad de Guadalajara, México

The use of this website is subject to the following Terms of Use